Un gran relato existencial

La mala luz
Carlos Castán
Destino, 2013

 

carlos-castan-librario-otrolunes33Nada más separarse de su mujer, el personaje y narrador de esta novela se instala en Zaragoza –donde reside el autor, por cierto— y conoce a otro recién separado en horas bajas, Jacobo. Juntos se lamen las heridas, se hacen compañía y traban profunda y respetuosa amistad. La mala luz, de Carlos Castán (Barcelona, 1960), es un relato existencial, lo mejor es allí donde el personaje narrador alcanza a reflexionar con un calado que puede ser emocionalmente lúcido y hasta filosófico, dejándonos perlas de pensamiento continuas: “La conclusión de esta mezcla confusa de recuerdos e ideas que actúan como si tuviesen vida propia y se posan a veces sobre mis sesos es que las cosas por las que daría mi vida no las tengo ya. O las he perdido o me he perdido yo, pero el caso es que extiendo las manos y no toco nada”.

Deambula este personaje narrador por la vida (por Zaragoza, por París…) y confunde su identidad con el autor, auto ficcionalmente. Carlos Castán describe minuciosamente, con sentido y elegancia de pensamiento, el estado de estupefacción del personaje tras su pérdida. Lo sitúa ahí, en la ciénaga de sus propias emociones, tratando de sacar la cabeza al aire sin ser capaz, al borde de cometer de pronto alguna tontería. El tempo del relato es magnífico, adecuado a lo que narra, el estilo es abierto como una flor, en absoluto oscuro, a pesar de las turbulentas emociones que trata. “Descansar significa que nadie me vea”, concluye un capítulo. Su introspección es de una calidad estupenda, en absoluto melodramática o afectada, aportando continuamente ráfagas de consciencia y matices de valor. Acierta a reflejar este libro una suerte de paisaje emocional del hombre actual; reconocemos en el desamparo del narrador protagonista un desamparo que todos, tarde o temprano, hemos sentido. Solo, en París, a donde ha ido a perderse, comenta que recuerda que “tras cerrar los ojos me acariciaba el pelo a mí mismo imaginando que mi mano era de otra persona, de cualquiera, de alguien que sabe que mi corazón está lleno de pozos amargos a los que no quiere asomarse del todo pero tampoco pasar de largo”. Lo curioso es que bien avanzada la novela se percibe cierta tensión propia de un thriller, aunque quizá no tanto, al producirse una nueva pérdida (segunda pérdida que, debido a la naturaleza órfica del personaje nos resulta inevitable, en absoluto sorprendente; incluso, en cierto modo, previsible, si se quiere; y sin embargo parece ser que pudiera resultar “inverosímil”).

Sin embargo, lo que resulta imperdonable se encuentra en la contraportada y es un problema de edición –en absoluto de la novela—, y es ese anuncio de que tenemos entre nuestras manos “un thriller que se lee en absoluta tensión”. La naturaleza de este relato es bien otra. Flaco favor le hace esa falsedad si lleva a alguien a comprar la novela creyendo que es un thriller. Incluso quien llegue a la novela sin conferir la menor importancia a esa “información” se verá extrañado.

La novela es muy recomendable.

Muestrario de obras – Galería

Viaje al Trópico – Felipe Alarcón Echenique

felipe-alarcon-echenique-ultimahora-otrolunes33

 

EXPOSICION: VIAJE AL TRÓPICO
San José, Costa Rica 

Jueves 3 de julio de 2014 – 19:00 horas

Centro Costarricense de Ciencia y Cultura
Museo de los Niños
Calle 4, Avenida 9, San José

*****

El ámbito de las ideas tras el color

Felipe Alarcón Echenique ha ido demostrando en los últimos años que es uno de los artistas más lúcidos en el amplio espectro de creadores y propuestas de las actuales artes plásticas cubanas.

La lucidez, es necesario aclarar, se refiere en el caso de este pintor a la claridad con la que capta (y transmite al mundo creado en sus cuadros) diversas preocupaciones éticas y ontológicas fundamentales para poder entender estos años cargados de modernidad y atraso en los que hoy vivimos. Leer más…

Teju Cole vuelve a casa

edmundo-paz-soldan-columna-otrolunes33

Teju Cole pertenece a una de las diásporas más enriquecedoras de la literatura contemporánea, la nigeriana (incluye entre otros a Helen Oyeyemi, Taiye Selasi y Chimamanda Ngozi Adichie). Cole se convirtió en un autor central gracias a Ciudad abierta, su segunda novela, que expandía el territorio abierto por W. G. Sebald a la vez que se alejaba de ciertos tópicos de la literatura de la inmigración. Su primera novela, Every day is for the thief(2007), acaba de ser publicada en los Estados Unidos. Ambos libros tienen puntos en común, sobre todo la presencia de un narrador que construye su relato a partir de su inquieto deambular por una ciudad: allá, Nueva York, aquí, Lagos. Hay, sin embargo, una diferencia central: si la Nueva York deCiudad abierta se abre a múltiples posibilidades para el narrador, la capital nigeriana de Every day parece abierta a todos excepto para el narrador; el retorno a casa es la imposibilidad del retorno a casa.  Leer más…

La puntualidad

annabel-miguelena-columna-otrolunes33

 

Hace un par de días un amigo a quien estimo mucho, posteó en su facebook este mensaje “la puntualidad es cortesía de reyes, obligación de caballeros, necesidad de hombres de negocios y costumbre de personas de buena educación”

De inmediato, me acordé de mi padre que es adicto a llegar temprano. Desde niña me decía que era muy importante, en especial en el mundo profesional, respetar el tiempo de los demás. “Da gusto reunirse con gente puntual” comentaba con frecuencia. Detesta esas 2 alternativas que se consultan en mi país para cada evento. ¿A qué hora empieza: hora panameña o real? Para él, es bochornoso que a los latinos se nos cataloguen de irresponsables y frescos. “La puntualidad es un valor no negociable” solía decir. Durante mi adolescencia pensaba que era un poco obsesivo, pero sus consejos han sido de gran ayuda en mi vida. Leer más…

Darwin, eugenesia y el siglo chino

arturo-gonzalez-dorado-columna-otrolunes33

 

Recientemente se ha publicado uno de esos libros que pueden marcar hitos históricos. “Una herencia incómoda: genes, raza e historia humana”, de Nicholas Wade, el respetado corresponsal de ciencias del New York Times.

En palabras de Wade “el libro es un intento de entender el mundo como es, no cómo debería ser”. Y puede ciertamente marcar un antes y un después. La tesis básica de Wade es que la evolución humana ha sido “reciente, copiosa y regional”. Leer más…

Algunas prácticas de ningún modo edificantes en el desempeño de escritores e intelectuales

carlos-enrique-cabrera-columna-otrolunes33

“El esmero en el trabajo es la única convicción moral del escritor.”
Juan Marsé

 

Por lo general los escritores e intelectuales  criticamos a los políticos con fiereza por sus elevados niveles de corrupción, por su infame o mediocre  manejo de las ideas y de las palabras  y por su inveterada tendencia a mentir y falsearlo todo, así como por su pobre desempeño en la gestión de su papel de oposición o frente a las instituciones del Estado cuando finalmente alcanzan el poder.

Justifica las crítica acervas a los políticos por parte de los intelectuales la clara conciencia de que aquéllos manejan recursos públicos y tienen en sus  manos en buena medida el bienestar, la vida y  el destino de los ciudadanos del país que los eligen y los votan. Leer más…

Diagnóstico sobre la poesía centroamericana II

antonio-cienfuegos-columna-otrolunes33

Segunda Parte

Honduras1

 

No es que me guste empezar (en este caso retomar) las columnas citando, simplemente encuentro pragmático utilizar una idea contundente como hilo conductor de algo que quiero decir de la manera más sencilla, en todo caso, me exonera de mí mismo. En su libo Descolonizar el saber dice Boaventura de Sousa Santos que es tan difícil imaginar el fin del colonialismo como es difícil imaginar que el colonialismo no tenga fin. Si la premisa es cierta, podemos pensar que en algún momento próximo o lejano, pero en algún momento, Centroamérica dejará de depender tan eximiamente de las literaturas a las que hoy se circunscribe periféricamente. En lo personal diviso lejano ese horizonte epistémico. Leer más…

El universo cuentístico de Francisco Alejandro Méndez

Antología de sus cuentos.

Francisco Alejandro Méndez – Dossier, 36

“Retozones y tiernos, su poder de seducción poética, su original atrape de una ambientación amorosa, pero principalmente, la habilidad técnica para trascender instrumentalmente una temática largamente transitada hacen de Francisco Alejandro Méndez, insisto, un narrador de lectura imprescindible”

Rafael Gutiérrez, poeta Leer más…

La frivolidad y los ideales

Su primera novela.

Francisco Alejandro Méndez – Dossier, 31

No por nada es de Charles Bukowski uno de los epígrafes de Completamente Inmaculada:la de Francisco Alejandro Méndez es una novela en la que se toma, y mucho. Caen botellas de ron, vino rosado, etiqueta negra… Imposible contar cuántas cervezas se beben los protagonistas, pero sin lugar a duda más que en cualquiera novela de Bukowski.

En Completamente Inmaculada, también se consuman drogas: hachís, marihuana, hongos. Desde pesadillas posmodernas a apariciones de héroes mayas, las visiones etílicas y las alucinaciones toxicómanas se suceden más vertiginosamente que en cualquier novela de Philip K. Dick, fuera de la psicodélica Una mirada a la oscuridad, ya que la de Francisco Alejandro Méndez es al contrario absolutamente luminosa. Leer más…