Laberinto y otros poemas

(Poesía)

Leonardo Alezones Lau

Laberinto

al borde de la violencia la autoflagelación y el suicidio
es imposible el regreso
aunque deba vivir cien años intentándolo
llenar todo de grageas solventes de aroma suntuoso
para ocultar el tumulto desde un repentino aumento de encéfalo
fingir desinterés en los asuntos divinos
la televisión y la droga nos apartaron del último mesías
llegado el punto en que alguien escape y nos diga que hacer.

 

*****

 

F.U.C.K.

la gente se reproduce como mierda
come igual que un animal
no pienses al vaciar tus restos
en el ápice de placer la atracción de mirarla
tomando un poco para arrojar
a la cara del macho dominante
lo abreviado de un f-u-c-k
joder a los participantes de un circo
las navajas para los pezones
manteniendo la tensión en otra cortá’
la glándula te soportará mordiendo
estás listo aunque se inicie la caída de las bombas
maniquí de seis dedos en cada mano
¿quién mueve el títere?
¿si estamos desnudos y ebrios en sitio?
reconocemos la emergencia las vías de la autopista
pero tus labios me besan antes de probar
si en ella podemos sumirnos con tal benevolencia.

 

*****

 

Kibutz

la muerte es un niño que recoge los frutos maduros
para evitar su caída del árbol
quedando a merced de las aves
no conozco nada
salvo un picoteo doloroso
más cerca del espíritu
a caballo las abejas
fueron llenando todo de música
polinizaron el rímel
tus ojos casi ciegos
midiendo pestañas de medio metro.

 

*****

 

Quemarropa

es difícil pensar en la trayectoria de una bala
si se aloja en tu cabeza
claro está
hubo muy poco tiempo
suficiente para que su madre
fuera a reconocer el cuerpo a la morgue
alégrate
ya no tendrás que rogar
y acabarás por obtener espacio
para blindar el aura
la próxima vez que lo intente.

 

*****

 

Muñeca

si la niña coge remiendos al vestido
pondré mi lengua en su boca
ya anciana me recordará
cómo el hombre que dobló los manteles
poniéndole una vela entre las piernas
para sopesar tanta desgracia

tú no me trates de muerto
ella es sólo la abertura
la gotera de otro querubín
balbuceando nuestro lecho.

 

*****

 

Septum

dios es una vela que el diablo sopla hasta quemarse
nada lo detiene
ni siquiera un tedio de eternidad
galopa sin tregua
momifica sus pesadillas
sentado entre los discípulos del bien
mastica la carne chamuscada en el curso del desfile
de almas inflamadas
que deciden sufrir añejos el orgullo
el ateísmo y la pornografía que tanto adoramos
a cambio del favor más frívolo
el fruto del mundo a la distancia
macera la guerra el opio el gusto del semen
para los más afeminados caballeros
que alzan la crin del contagio
de estos torpes ojos que amaron sus gríngolas
¿qué más da si la semilla se escupió?
¿si quedó atorada en medio de colmillos?
dale poder a un hombre y verás de cuanto es capaz
por mi parte me es suficiente con finiquitar la visión
donde la felicidad es una franquicia.

Del Autor

Leonardo Alezones Lau
(Venezuela, 1983) Poeta y Artista Plástico, Escuela de Artes Plásticas "Arturo Michelena" 2002-2005. Es autor del poemario Arcada publicado dentro de la colección CADA DÍA UN LIBRO en el año 2008 como galardón en El Certamen Mayor De Las Letras y Las Artes Del Conac. Amalivaca, en 2012 con Negro Sobre Blanco Editores. Actualmente trabaja con artistas de la región y alterna su obra con el periodismo cultural dentro de la red Informativa del diario Negro Sobre Blanco.